Si hay un sector que se ha visto especialmente afectado por la pandemia de Coronavirus, es el turismo. De pronto, el mundo comenzó a cerrar sus fronteras y carreteras, los aeropuertos dejaron de funcionar y las personas se aislaron en sus casas para evitar los contagios. Ahora, varios meses después del inicio de la propagación del virus, los países que ya pasaron los picos de contagio, de a poco vuelven a abrirse. Pero, sin dudas, la vuelta del turismo no va a ser igual que antes. Habrá que cumplir estrictos protocolos de seguridad para evitar el rebrote de la enfermedad.

¿Qué son los protocolos de seguridad en el turismo?

Son un conjunto de medidas y reglamentaciones que los aeropuertos y los hoteles deben cumplir antes de regresar a la actividad. Cada sector tendrá su propio protocolo a su medida pero todos contarán con un objetivo común: velar por la salud y seguridad de los viajeros y de los trabajadores de la industria turística.

Protocolo de seguridad para aerolíneas y aeropuertos

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) está trabajando en un protocolo especial para los aeropuertos. Sin embargo, algunos de ellos ya están tomando las siguientes medidas:

  • Incorporación de barreras de acrílico en los mostradores de check-in.
  • Marcas en el piso para que los viajeros respeten el distanciamiento social en las filas.
  • Cámaras termográficas para tomar la temperatura de los pasajeros que ingresan al aeropuerto. En algunos aeropuertos estas cámaras están incorporadas a los cascos de protección de los empleados.
  • El Aeropuerto Internacional de Hong Kong incorporó cabinas sanitizantes de cuerpo completo.
  • También en Hong Kong se implementaron los denominados robots de limpieza que desinfectan en menos de diez minutos cualquier superficie.
  • Solicitud de certificados de Coronavirus negativo que debe haber sido realizado por el pasajero 4 días antes del arribo.
  • Y los conocidos elementos de seguridad para el personal: protectores para la boca y la nariz, cascos y guantes.
  • Utilización de tarjeta de embarque digital.

Las aerolíneas también están trabajando en sus protocolos de seguridad y, muchas de ellas, ya los han comunicado a la población. Algunas de las medidas que implementarán son:

  • Uniformes protectores para el personal de las cabinas.
  • Refuerzo de las medidas de limpieza en las aeronaves.
  • Uso obligatorio de cubrebocas y guantes para los pasajeros.
  • Detectores biotecnológicos del virus. Se trata de una tecnología que utiliza receptores de olores que disparan una alarma cuando entran en contacto con alguna molécula del virus.
  • Supresión de ventas y catálogos a bordo.

Protocolo de seguridad para hoteles

Los hoteles son una parte fundamental del turismo y, por eso, no escapan a los protocolos de seguridad. Cada establecimiento elaborará su propia guía de pasos a seguir pero siempre teniendo en cuenta algunas directrices comunes:

  • Conformación de Comités de Gestión de Riesgos: para tomar decisiones con el objetivo de disminuir los riesgos sanitarios.
  • Proporcionar equipos de protección individual para el personal: tales como guantes, cascos y cubrebocas.
  • Lavado de los uniformes del personal: se recomienda que el hotel se haga cargo de la limpieza de los uniformes y, en caso de no poder hacerlo, que brinde indicaciones claras a los empleados sobre cómo hacerlo.
  • Informar al cliente sobre las medidas de protección previo a la confirmación de la reserva.
  • Fomentar los pagos con tarjetas de crédito o débito.
  • Utilización de llaves digitales para reemplazar a las tradicionales que implican mayor riesgo de contagio.
  • Desinfección de las zonas de uso común y reducción de la cantidad de gente en los espacios como restaurantes, buffets y gimnasios.

Restricciones para los viajeros

No solo los hoteles, aerolíneas y aeropuertos deberán implementar medidas de seguridad. Los turistas también deberán tener cuenta algunas restricciones a la hora de viajar. Estas son:

  • No viajar si tiene tos, fiebre o está enfermo.
  • Mantenga entre uno y dos metros de distancia de otra persona.
  • Utilice mascarillas en todo momento.
  • Si viaja en avión imprima su tarjeta de embarque en casa o llévela en su teléfono móvil.
  • Vigile su salud por al menos 14 días luego de su viaje.
  • Evite el consumo de productos de origen animal crudo o con poca cocción.
  • Evite la visita a mercados en zonas en donde se están produciendo casos de COVID-19.

A pesar de todas las restricciones, lo importante es que la humanidad no dejará de viajar. Habrá que acostumbrarse a cumplir con estos protocolos al menos hasta que se descubra la vacuna para prevenir el Coronavirus.